La nueva BMW G310RR podría debutar en el Salón INTERMOT y luchar por el mundial de Supersport 300 en 2019.

Esta sería la tercera moto surgida del acuerdo que BMW firmó con la empresa india TVS Motor Company hace cinco años. TVS es el tercer fabricante de motos de la India, y produce 2 millones y medio de motos al año. La compañía tiene presencia en más de 50 países de Asia, África y América Latina. La BMW se fabrica y monta en la planta de la ciudad Bangalore.

En la nueva súper deportiva se ubicará horquillas invertidas delanteras y en su parte trasera un amortiguador central en el muelle ambos de alta calidad. Además se suma un disco frontal de 300 mm y pinzas de Brembo y para su parte posterior un disco de 220mm. Todo esto unido a un chasis multitubular en material de acero que proporcionará la estabilidad correcta y la seguridad que toda motocicleta necesita.

El diseño de la carrocería está inspirado en la S1000RR actual, al margen de que luce muy llamativa gracias a su fabricación 100% en fibra de carbono, incluidas las protecciones de chasis y basculante. Semimanillares, instrumentación LCD y estriberas retrasadas completarán el conjunto. El motor será el mismo de la BMW G 310 R, es decir, un monocilíndro de 313 cc con 4 válvulas y refrigeración líquida con doble árbol de levas en cabeza e inyección electrónica ( 34 CV a 9.500 rpm).

El cilindro está inclinado hacia atrás 180°, con la admisión en la parte delantera y los escapes por detrás para bajar el centro de gravedad y cargar peso en el tren delantero.

Debemos tener en cuenta que este material le permite a la motocicleta tener un menor peso y mayor rigidez, además le da ese aspecto de motocicleta de carrera. Por otro lado, encontramos un asiento completamente plano donde también se puede visualizar un poco la fibra de carbono y no podemos olvidarnos del tubo de escape que pasa por debajo del asiento y le da ese carácter deportivo que solo la marca BMW puede ofrecer. El peso de la RR no debería superar los 170 kg.